COMPRA TUS ENTRADAS

Noticias

image
CLIENT
PROJECT NAME

Confirman la eficacia de un nuevo antídoto contra el veneno de serpiente

08 de enero de 2018 Noticias

Tras más de un año de investigación, un grupo de científicos ha logrado confirmar la eficacia de un nuevo antídoto polivalente contra el veneno de diversas serpientes del continente americano. El estudio ha sido promovido por el CSIC, Terra Natura Benidorm y el Instituto Biológico Argentino S.A.I.C. (BIOL). La investigación ha consistido en analizar la inmunoreactividad del suero antiofídico BIOL-CLB del Instituto Biológico Argentino frente a las toxinas producidas por serpientes de cascabel y víboras de fosetas como la Crotalus culminatus, Crotalus durissus terrificus, y Bothriechis schlegelli.

Durante el estudio, se ha determinado que este antiveneno es capaz de reconocer eficientemente las toxinas responsables del envenenamiento que se genera tras una mordedura del grupo de especies seleccionadas para el estudio, aunque en el caso de la Bothriechis schlegelli se identificó que este reconocimiento es inferior. El grupo de expertos ha investigado la efectividad inmunológica de este suero antiofídico polivalente mediante antivenómica gracias a las muestras de material biológico que ha suministrado el parque de naturaleza y animales de Benidorm.

La investigación ha concluido que este antídoto tiene una eficacia probada de tres años, aunque puede ser estable hasta los cinco años como es usual en este tipo de productos liofilizados. El proyecto ha estado coordinado por el director del Laboratorio de Venómica Estructural y Funcional del Instituto de Biomedicina de Valencia del CSIC, Juanjo Calvete; el responsable de animales venenosos de Terra Natura Benidorm, David Marti; y el doctor Juan Carlos López y Walter Escobar por parte de BIOL.

El parque de naturaleza creó un banco de antídotos contra las mordeduras de serpiente en 2016, convirtiéndose así en la única entidad de la Comunidad Valenciana que cuenta con una colección de sueros antiofídicos para especies asiáticas, americanas y africanas. En la actualidad, el complejo posee una instalación con más de 20 especies venenosas, entre las que destacan la mamba negra, la cobra real, la víbora sopladora, la serpiente de cascabel sudamericana, la cobra de monóculo, la mocasín cabeza de cobre o la víbora de musgo, entre otras.



Suscríbete a nuestra newsletter